Ex trabajadores de NKS denuncian extorsión por empresario

Lázaro Cárdenas, Michoacán.- Obreros que laboraron para Grupo Industrial NKS denunciaron que alrededor de un millón de pesos les exigió un empresario jalisciense, suma que supuestamente entregaría al Procurador de Justicia del Estado, José Martín Godoy Castro, ya que según el empresario, los molestaba un grupo delictivo.

Los ex trabajadores de la factoría instalada al interior del recinto portuario, ganaron demanda laboral a su patronal y para garantizarse pago, se les facilitó vender como chatarra los equipos que para fabricación de acero, forja, fundición y maquilado, montaran en los años 80s Nacional Financiera, Kobe Steel y Sidermex, de las que la empresa local tomó las iniciales, NKS.

Expusieron que Guillermo Alejandro Hernández Pérez, representante de Grupo Urrea del estado de Jalisco, firma que se interesó en desmontar los equipos de lo que fue la fabricante de bienes de capital NKS, les solicitó la suma para el Procurador de Michoacán, a efecto de que éste ofreciera protección a empresarios y trabajadores “y los mañosos dejaran de estar fregando”.

Durante un acercamiento a esta redacción, se indicó por el grupo denunciante que se conoció que Grupo Urrea habría facilitado a Hernández Pérez un millón de pesos para adquirir una báscula de precisión para pesar las piezas que se chatarrizaran, recurso que se habría gastado y asumió la táctica de decir que había un grupo de la delincuencia detrás de ellos, y el Procurador de Justicia al conocer el asunto les ofreció recursos de protección.

A cambio los trabajadores tenían que patentizar su gratitud con una suma económica, por lo que impuso una aportación con la que prácticamente recuperó un millón de pesos de los trabajadores.

Ante la situación de lo que sospechan sería una extorsión, los denunciantes piden se investigue a Guillermo Alejandro Hernández, quien pidió que para dar garantía de que ya no sucedieran molestias por gente mañosa, la suma que se reuniera se pondría por su conducto en las manos del Procurador de Justicia del Estado.

Detallaron que la cantidad, que depositó por cada uno de los trabajadores de manera proporcional, se hizo a la cuenta 0296871566 de Banorte aperturada a nombre de Rafael Oramas León, quien manejaba la tarjeta 4915668332650431, persona que funge como encargado de desmantelamiento de la planta NKS y quien es colaborador directo de Hernández Pérez.

Dicen estar seguros de que se utilizó el nombre del Lic. Godoy Castro para el asunto de extorsión, pero en todo caso, piden se realice una investigación del asunto.

Concluyeron diciendo que hacen responsable al señalado empresario de cuanto les suceda a ellos y sus familias, dado que conocen de la prepotencia y los arrebatos con los que conduce sus actos.

El Grupo Industrial NKS, proyecto constituido en 1979, tuvo operaciones comerciales a partir de enero de 1986, y en 1992 pasó a través de Grupo Arzac, al sector privado, sin poderse conservar como la empresa líder que era en su ramo, pues sólo había tres factorías en el mundo con las que competía, Japan Steel, en Japón; Skoda en la República Checa y Voest Alpine, en Australia.

Tenía por objetivo participar en los grandes proyectos de generación de energía, aunque igual proveía a la industria de la minería, petrolera, cementera, acerera, azucarera y de productos semiprocesados. Cerró sus puestas tras una prolongada huelga de sus obreros.

Be the first to comment on "Ex trabajadores de NKS denuncian extorsión por empresario"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*